Magdalenas sanas de avena y mandarina ¡Riquísimas!

Si los postres, las magdalenas o las galletas son tu pecado confesable en cualquier época del año y a cualquier hora del día, necesitas tener esta receta de magdalenas sanas de avena y mandarina que te traemos en este post de Luz del Tajo. Es un capricho delicioso, sano y saludable. Sí, esos tres adjetivos pueden ir en la misma frase para definir un postre. ¡Toma nota que empezamos!

Hay veces en la que todos tenemos un apetito irrefrenable de tomar algo dulce, un deseo goloso que no se puede sustituir con ninguna otra cosa, así comamos tres piezas de fruta o un buen puñado de frutos secos. Justo para esos momentos os traemos hoy una receta dulce pero sana, que encantará a niños y adultos porque es rica, fácil y rápida de preparar. Cualquier novato en la cocina será capaz de hacerla y tener éxito con ella.

Ya lo hemos comentado en alguna ocasión anterior: es posible endulzar tus postres sin añadir azúcar. Una buena idea para hacerlo es emplear ingredientes que ya tengan este sabor, como frutas, dátiles, pasas o incluso aceite de coco, que ya aporta ese dulzor que tanto nos gusta. La opción de masa que te proponemos hoy para hacer nuestras magdalenas sanas de avena y mandarina puedes emplearla también para preparar otro tipo de elaboraciones, como donuts o bizcochos. Solo tendrás que cambiar de molde y el éxito estará igualmente asegurado.

 

magdalenas sanas mandarina

 

 

Magdalenas sanas de mandarina, paso a paso

Mientras preparamos la masa ponemos el horno a calentar, a 185/190 grados con calor arriba y abajo.

Ingredientes:

  • 200 gramos de harina de avena o copos de avena molidos
  • 3 huevos
  • 6 mandarinas peladas, en gajos y sin los huesos.
  • 4 dátiles
  • Una cucharadita de canela
  • Una cucharada de aceite de oliva virgen extra o de coco
  • Una pizca de levadura
  • Chocolate del 85% de pureza (para decorar, opcional)

Pelamos las mandarinas, las separamos en gajos y nos aseguramos de que no lleven hueso. No es necesario machacarlas ni exprimir el jugo. Tampoco deshacernos de las membranas, ya que le aportarán mas fibra a nuestra receta al incluirlas enteras.

Junto con las mandarinas, nuestro ingrediente principal, añadimos al vaso de la batidora los huevos, la canela, los dátiles, la avena, la levadura y el aceite. Es decir, el resto de ingredientes salvo el chocolate, que solo emplearemos al final si queremos darle un toque especial a la receta. Batimos la mezcla bien hasta que tenga una textura homogénea. Un buen truco para que los dátiles queden bien integrados en remojarlos un ratito antes en agua, lo que hará que se reblandezcan un poco.

 

magdalenas sanas mandarina

 

Una vez batida y mezclada bien, ponemos la masa en el molde de magdalenas que más nos guste y lo metemos en el horno unos 30 minutos. Si usas moldes de silicona no será necesario que añadas aceite o mantequilla, ya que no suelen pegarse.

 

Chocolate para decorar

Estas magdalenas están deliciosas así, sin añadirle nada más, pero si quieres ponerle un toque extra, puedes derretir un par de onzas de chocolate con una pizca de aceite de coco y bañarlas con un poquito con cacao por arriba, a modo de cobertura. Luego, déjalo enfriar un rato en la nevera para que se en cacao endurezca.

La acidez dulce de la mandarina y el chocolate son dos sabores que casan a la perfección. ¡A disfrutar!

Publicación
12 de marzo de 2022
Categorías
Recetas Salud
Compartir

Todo lo que necesitas en un solo espacio